• Image 16
  • Image 02
  • Image 17
  • Image 03
  • Image 04
  • Image 05
  • Image 05
  • Image 05
  • Image 05
  • Image 05

MISIÓN

La MISIÓN consiste en mejorar la calidad de vida de las Personas con Discapacidad mediante la práctica deportiva del tenis, promoviendo su plena inclusión en la sociedad.

Ayudar a todas las personas con Discapacidad en la rehabilitación Física, Psicológica y emocional mediante la práctica del Tenis.

VISIÓN

La VISIÓN de la Fundación Escuela Ecuatoriana de Tenis en Ruedas es ser la Primera Escuela de Tenis Adaptado en Sudamérica que forma gratuitamente a jugadores con discapacidad sin importar su edad, género, procedencia, condición social o tipo de discapacidad.

 

  • Icon 01
  • Icon 02
  • Icon 03
  • Icon 06
  • Icon 07
  • Icon 08
  • Icon 09
  • Icon 10
  • Icon 12
  • Icon 12
  • Icon 12
  • Icon 12
  • Icon 12
  • Icon 13

REGLAMENTO MUNDIAL DE TENIS

II. NORMAS DE ADMISIÓN

 

 TENISTAS COMPETIDORES EN SILLA DE RUEDAS

 

a. Para ser admitido en competiciones de torneos de tenis en sillas de ruedas reconocidos por la ITF y en los Juegos Paralímpicos, un jugador deberá tener un diagnóstico médico que indique que sufre una discapacidad física permanente relacionada con su movilidad. Esta discapacidad física permanente deberá haber dado lugar a una pérdida sustancial de funcionamiento de al menos una extremidad inferior.

 

Los jugadores deberán reunir al menos uno de los siguientes criterios de selección:

i. Una deficiencia neurológica de nivel S1 o rostral, asociada con pérdida de la función motora, o;

ii. Anquilosis y /o artrosis severa y /o sustitución de la cadera, la rodilla o las articulaciones superiores del tobillo, o;

iii. Amputación de alguna articulación rostral o de la articulación metatarsofalangeal de la extremidad inferior, o;

iv. Un jugador con discapacidades funcionales en una o ambas extremidades inferiores equivalentes a los puntos 1, 2 ó 3 anteriores.

 

b. Un jugador tetrapléjico deberá reunir los criterios de discapacidad física permanente que se han definido anteriormente. Además, el jugador deberá tener una discapacidad física permanente que haya dado lugar a una pérdida sustancial de funcionalidad de una o ambas extremidades superiores. Los jugadores tetrapléjicos deberán reunir al menos uno de los siguientes criterios de selección:

i. Una deficiencia neurológica de nivel C8 o rostral, asociada con pérdida de la función motora, o;

ii. Amputación de extremidad superior, o;

iii. Focomelia de extremidad superior, o;

iv. Miopatía de extremidad superior o distrofia muscular, o;

v. Un jugador con discapacidades funcionales en una o ambas extremidades superiores equivalentes a los puntos 1, 2, 3 ó 4 anteriores.

 

c. Además, un jugador deberá tener al menos una de las cuatro discapacidades funcionales siguientes con respecto a la utilización de las extremidades superiores, sin tener en cuenta el equilibrio del tórax:

i. Incapacidad para efectuar un servicio de forma fácil y continuada por encima de la cabeza, o;

ii. Incapacidad para efectuar de forma fácil y continuada un golpe directo y un revés, o;

iii. Incapacidad para maniobrar una silla de ruedas manual mediante un control total de la rueda, o;

iv. Incapacidad durante el partido para agarrar la raqueta en los golpes sin que sea necesario atársela ni utilizar un aparato de ayuda.

 

Los jugadores tetrapléjicos deberán tener al menos tres extremidades afectadas de discapacidad física permanente, tal y como se ha definido anteriormente, y al menos una extremidad superior deberá tener una discapacidad funcional, tal y como se ha definido anteriormente. Los jugadores tetrapléjicos no podrán utilizar sus pies para impulsar la silla de ruedas.

 

Cualquier pregunta o apelación con respecto a la selección de los jugadores para participar en virtud de este Reglamento se decidirá conforme a los procedimientos estipulados en el Apéndice A.

Solamente para su utilización como guía, en el Apéndice B aparece un glosario de términos.

 

SILLAS DE RUEDAS MOTORIZADAS

 

Los jugadores que sufren graves limitaciones de movilidad que les impiden empujar una silla manual y que, por tanto, han de utilizar una silla de ruedas motorizada para moverse a diario podrán utilizar una silla de ruedas motorizada para jugar al tenis. Sin embargo, una vez que los jugadores han elegido jugar al tenis con una silla motorizada, deberán continuar haciéndolo en todos los eventos reconocidos por la ITF. En caso de enfrentamiento contra tenistas que jueguen con sillas de ruedas motorizadas deberá comunicarse al Comité de Tenis en Silla de Ruedas de la ITF de acuerdo con lo que estipula el Apéndice A.